miércoles, 15 de diciembre de 2010

Perdón


Castaño rojo (Aesculus carnea). Fotografía: Ofelia Gasque Andrés
"Ahora que no me siento culpable, te pido perdón."
 



43 comentarios:

Ofelia dijo...

No conozco el hambre, ni la guerra, tengo un techo, salud...y si la pierdo, tengo asistencia.
Bueno, ya sabes, soy de una generación y área geográfica del planeta privilegiada.

Me he sentido culpable por ello. Pero ya no. Y siento el dolor y el amor de todas las generaciones pasadas....desde el principio. Estoy aqui gracias a su pasión y esfuerzo en tiempos de gran oscuridad.

Y quiero pedir perdón por todo el daño que han recibido para que se encienda la luz.

Ernesto y Felisa dijo...

Me sumo a tu petición, Ofelia.
Gracias por este post, me ha hecho reflexionar.
Yo también pido perdón.
Felisa
(beso con un perdón muy grande)

Chomp dijo...

Necesito hacer algo para ayudar a los semejantes, nadie lo hará por mi, se que con o sin conciencia alguna vez he sido causa y consecuencia de algo que ha dañado o beneficiado a los seres vivos de mi planeta.

También pido perdón, si mis actos y los de mis generaciones han dañado a alguien o algo... y colaboro con una gran luz.

Gracias por la reflexión, un gran abrazo Ofelia.

P.D: y que foto, también reflexiva.

Mercedes González dijo...

Soy feliz, soy un hombre feliz
y quiero que me perdonen
los muertos de mi felicidad...


Siempre me ha hecho reflexionar esta canción, ahora tú.

Esta foto me inspira abatimiento y angustia.

Besitos reflexivos de madrugada

Mercedes González dijo...

Me faltó un verso:

Soy feliz, soy un hombre feliz
y quiero que me perdonen,
por este día,
los muertos de mi felicidad...

enric batiste dijo...

Las luces que encendamos del perdón
restañen esos daños que se han hecho
en tu nombre, mi nombre, nuestro nombre...
Pongamos en las manos el dolor,
dolores y amores que generen
pasiones y en esfuerzos creaciones
que en luces trasluzcan en oscuro
los mares y las tierras y los cielos
que son la misma tierra que se baña
en aguas de los mares y los cielos
girando desde adentro alrededor...

Y un beso rescatado del dolor

Ofelia dijo...

Hola Felisa,
desde estos genes afortunados un gran abrazo para ti.
Y gracias por participar***

Ofelia dijo...

Hola Chomp,
me cuesta expresar en palabras lo que siento. Este perdón nace de un profundo agradecimiento. A mis padres, que son una pequeñísima parte de la humanidad, nadie les ha pedido perdón por su sufrimiento. Es un acto simbólico, una revolución silenciosa para sanar su corazón y el mio.
¿Te imaginas que pasaría si esto fuera a escala global?
Gracias y un abrazo luminoso***

Dona invisible dijo...

A mi m'agradaria esborrar tot el dolor d'aquestes generacions. Ningú els ho ha reconegut prou, i això encara ho fa més dur.
Una fotografia preciosa i evocadora... És d'Àustria també?
Una abraçada

Ofelia dijo...

Hola Mercedes,
la foto tiene su miga. Los árboles estaban totalmente pelados de hojas excepto las que estaban cerca de la luz de las farolas.
Y estos días me he sentido identificada con esta imagen. Aprovechar la luz para continúar con esta cadena de favores que es la humanidad.
Gracias querida noctámbula y un gran abrazo***

Ofelia dijo...

Hola Enric,
¿se puede decir mejor y de forma más bella?
Gracias, un abrazo y un perdón***

Isabel dijo...

La caducidad y caída de la hoja guarda relación con tu frase.
En este continuo morir y renacer que somos no hay que olvidar porque estamos como estamos, pero sin culpa. Porque la culpa es un concepto que ha utilizado la religión para hacer desgraciados a buenos de corazón y conducirlos a ese invento del cielo y el infierno.

Si nos fijáramos más en la naturaleza otro gallo cantaría.

Besos.

Ofelia dijo...

Hola Dona Invisible,
la teva entrada es un preciós reconeixement del inmens amor que un esser humà es capaç de generar en la foscor. Les teves paraules van ajudarme a fer més intensa la llum que s'encenía dins meu.
Gràcies.
Y sí, la foto es de Viena, del passeig que va cap a Schönbrunn per un dels laterals.
Una abraçada***

Pilar Vidal Clavería dijo...

Querida Ofelia,

Me gusta la foto, ¿cómo puede tener tanta luz una imágen tan oscura?

Será porque el perdón aporta la luz a las partes más oscuras, apremder a perdonar en los dos sentidos al otro y a mi mismo.

Estas hojas que se resisten a caer son de un Castaño de Indias? arrimo mi nariz hasta la pantalla para verlo mejor, y no lo tengo claro.

Un beso agradecido

Alice se perdió dijo...

Ofelia, esta imagen y tu pie de foto, aunque tienen ese toque optimista que tanto me gusta de ti, me ha traído a la memoria ese ramalazo negro que me sale de vez en cuando.

Te pego estos prráfos que me salieron por los dedos alguno de esos días melancólicos como el castaño de indias otoñado de tu foto.

Un besito.

"Nací como todo el mundo, sin que nadie me preguntase si quería, y perpetuando la misma injusticia, di vida a unos hijos, que no son míos, sino sólo de sí mismos.

Vivo prisionera de la necesidad de vivir, del instinto ancestral de conservación, de esa cárcel que supone la vida para todo aquel que haya de nacer, cautiva de unas cadenas que se heredan del pasado y egoístamente han de cederse al futuro.

Si algo se rompiese dentro de mí, podría librarme de la esclavitud de la vida, temerla más que a la propia muerte, pero no me ha sido otorgada la sabiduría del suicida y sí, en cambio, la necedad del cobarde."

Laura Uve dijo...

Preciosa la ´fotografía. La frase no la entendía (más bien no sabía a qué te referías).
Coincido en lo que explicas de la frase. El otro día comentaba que me sentía culpable por no poder evitar el sufrimiento de esa mujer que recibió, en Sudán, 53 latigazos por llevar pantalones. Pero ciertamente, no podemos vivir con esa culpabilidad.

Un abrazo.

Rayuela dijo...

Soy feliz, soy un hombre feliz
y quiero que me perdonen,
por este día,
los muertos de mi felicidad...


pongo los mismos versos de Silvio que puso Merche.

y que nos ilumine la breve luz de estas hojas que resisten.

mil besos*

Ofelia dijo...

Hola Isabel,
cuanta razón tienes¡!¡ Y también es gracias al inmenso amor de las buenas y buenos de corazón que hemos llegado hasta aquí. Los abusos, las violaciones a la integridad y el dolor que ello genera necesita la disculpa o el sentir de alguien, escuchar un "lo siento".
El perdón del que hablo está muy alejado de la educación católica que hemos recibido. Es un lo siento que no nace de la culpa, sino del estar al lado del otro.
Un gran abrazo***

Ofelia dijo...

Hola Pilar,
gracias a ti por una reflexión tan certera. También funciona al revés, cuando hay luz es posible perdonar.
Gracias también por tu pregunta porque me había olvidado de poner el nombre del árbol (ya lo he hecho). Es el castaño rojo, en un paseo de los jardines del palacio de Schönbrunn en Viena.
Un gran abrazo***

Ofelia dijo...

Hola Alice,
sabes que para mí tienes un modo de expresarte tan desnudo y sincero que me golpea el alma. ¿Sabes porqué? Porque es lo que intento no mirar de tanto que me duele, aunque tarde o temprano lo tengo que experimentar para poder continuar.
Me compré una camiseta con una frase que decía: "para poder salir hay que entrar". Y para entrar siempre llevo el carnet de suicida. Y aunque físicamente todavía no he muerto, mental y emocionalmente, sí.
El optimismo nace del conocimiento de que puedo morir muchas veces y ¡sorpresa! vuelvo a nacer y al abrir los ojos lo veo todo con una nueva mirada y bajo una perspectiva diferente.
Como los ciclos de la naturaleza, como muy bien decía Isabel en un comentario anterior.
Muchas gracias y mil besos a tus dedos***

Ofelia dijo...

Hola Laura,
mis padres fueron niños de la guerra y nadie les ha pedido perdón por ello. Incluso en este país hay grandes resistencias para hacerlo públicamente. Tenía necesidad de poner un bálsamo a sus heridas que también son las mías. Y puedo hacerlo con cualquiera que lo necesite. Me plantaría delante de esa mujer y le diría que lo siento mucho, desde el corazón de todas mis células.
Ya no me siento culpable de los actos de crueldad que recibimos o generamos los seres humanos, más bien necesito hacerme responsable.
Muchas gracias por tu presencia.
Mil besos***

Ofelia dijo...

Hola Rayuela,
tres veces el divino Silvio¡!¡
Aunque yo no quiero que me perdonen por ser feliz. Yo quiero decir lo siento ante la no felicidad.
Gracias por tu luz y mil besos***

Miguel Baquero dijo...

Una frase que da que pensar. El caso es que, por lo que sea, nos han metido muu dentro un sentimiento de culpabilidad... quizás sea algo connatural al hombre, tan hondo está metido

Elvira dijo...

No hay que sentirse culpable por estar sano ni por estar enfermo, por estar feliz ni por sentirse triste. Pero es bueno empatizar con el sufrimiento ajeno, y tú pides perdón por ello.

Ya sabes que estoy aquí, guapa. Y tu foto me ha impactado pero no sé qué decir sobre ella.

Besos en la nieve, bajo el castaño

Edu Crispi dijo...

Ofelia, t'has lluit de veritat. La foto parla per si sola però ademes no hi trobo un titol millor! Trista, emotiva i plena de sentiment!

Una abraçada!

Laura Uve dijo...

Ofelia, compartimos ese sentimiento de responsabilidad porque somos capaces de verbalizarlo.

Mil besos, para ti, también.

Ofelia dijo...

Hola Miguel,
lo que yo siento es que lo natural en el hombre es el ser capaz de responsabilizarse. El cómo se ha transmitido esto por generaciones ha degenerado en culpa, que es un sentimiento tan paralizante que te incapacita para ejercer la responsabilidad.
Nos han enseñado a pedir perdón desde la culpa, lo cual es sumamente doloroso, en cambio lo que siento ahora es gozoso, amplio y sanador, precisamente porque no me siento culpable.
Gracias por tu reflexión y un gran abrazo***

Ofelia dijo...

Hola Elvira,
lo bueno de esto es que puedes hacerlo con cualquier persona, ya sea conocida o desconocida. Es una cadena de favores.
Gracias por estar siempre presente.
Un superabrazo***

Ofelia dijo...

Hola Edu,
moltes gràcies home de les neus¡!¡
T'envio una forta abraçada***

Ofelia dijo...

Hola Laura,
la verdad es que poder escribirlo me ayuda a estructurar este sentimiento tan potente.
Un abrazo, gran mujer***

Ofelia dijo...

Esta mañana estaba espesa y no sabía como expresar en palabras lo que quería transmitir. He escrito "No me siento culpable. Te pido perdón", pero no acababa de estar satisfecha.
El caso es que por fin lo he encontrado y lo he cambiado, gracias a tod@s vuestr@s valiosos comentarios que me ayudan tanto a estructurar el pensamiento.
Gracias***

Marcos Callau dijo...

Maravillosa tu manera de expresarlo. Me ha encantado esta fotografía por el color de las hojas sobre el negro del ramaje.

Fcº Javier Barbadillo Salgado dijo...

Hermosísima entrada.
Cada uno, a su manera, sostiene la trama de la Vida, la propia y la ajena.

Saludos.

Montse dijo...

La imagen es perfecta para perdonarte.
El fondo oscuro, como nuestro sentimiento de culpa por ser felices a pesar de todo y las hojas, vivas y coloridas, al sentirse dentro de la especie humana y compartir lo imposible de compartir.
Tremenda reflexión has planteado!!!

Mil besos.

bicocacolors dijo...

hasta para perder las hojas hay que ser elegante!!! niña que sensibilidad tienes, me encanta!!!

Isabel dijo...

Yo también estoy de acuerdo contigo, Ofelia, pero es que sigo rebelándome con algunas cosas. Todavía el sentimiento de culpa hace infelices, sin motivo, a muchas personas y esto genera todo tipo de situaciones.

Besos liberados

Ofelia dijo...

Hola Marcos,
me alegro que haya gustado.
Gracias por tu presencia y un gran abrazo***

Ofelia dijo...

Hola Fcº Javier,
escuetas y sabias palabras. Gracias.
Un abrazo hermosísimo***

Ofelia dijo...

Hola Montse,
me impactaron las hojas que, a pesar del cruel frío, continuaban en el árbol gracias a la tenue luz de una farola. Vi la increíble fuerza de la Vida.
Gracias por compartir y un superabrazo***

Ofelia dijo...

Hola Bicocacolors,
elegancia¡!¡ Debe ser por la influencia de la elegante Viena y sobre todo por tu mirada.
Gracias por tus palabras y un gran abrazo***

Ofelia dijo...

Hola Isabel,
esto que propongo también es rebeldía, que nace del intento de transformar estos patrones tan dolorosos.
Gracias por esos besos tan buenos:)
Un gran abrazo***

clo dijo...

What i can say beautiful Ofelia..
yes just one thing ..
in the darkness , ther is always something brilliant, sparkling, who can happen..obsucurity is not a fatality...
kiss my friend..see you soon..

Ofelia dijo...

Hello Clo,
yes dear butterfly, is in the darkness where we can see better our inner light.
Thanks for your wonderful words.
A big and bright kiss***